English
Autor : Ana Martínez - Fecha : 11 junio 2012

El nuevo escenario comunicacional

Hace apenas cuatro años que el común de los mortales empezó a descubrir las redes sociales. En 2008 Facebook adelantaba a Myspace respecto a número de usuarios y se convertía en  la red social líder del mundo. A finales de este año, se calcula que la red de Zuckerberg habrá alcanzado más de 800 millones de usuarios.

En 2012 el 63,2% de los consumidores de internet visitarán alguna red social al menos una vez al mes. Este porcentaje aumentará hasta 70,7% en 2014, según los datos de eMarketer y MarketingDirecto.com. Esto significa que uno de cada cinco habitantes del planeta utilizará alguna red social este año, y en 2014 será uno de cada cuatro.

Con estos apabullantes datos, es normal que  los que nos dedicamos a la comunicación hayamos reflexionado sobre el impacto del Social Media en nuestro sector y hayamos explorado nuevas oportunidades de negocio.

Como viene ocurriendo en la historia de la comunicación, cada cierto tiempo aparece un nuevo canal que se convierte en el altavoz de moda para comunicarse. Pero, ahora,  por primera vez, esta plataforma permite interacciones bidireccionales inmediatas y multiplica las audiencias hasta llegar a cualquier rincón del planeta en un solo click. La agenda setting que, venían marcando los medios, deja de ser incuestionable como hemos podido ver en casos como el video de Kony 2012, el 15M o la Primavera Árabe. Cuando los medios vieron que estos temas despertaban interés y centraban conversaciones los convirtieron en noticia. No fueron los medios tradicionales los encargados de marcar la actualidad priorizando unos temas sobre otros. Fue la Red la que consiguió llegar a las portadas de medio mundo gracias a un nuevo movimiento social.

Está claro que estamos ante un nuevo esquema comunicativo. Un escenario que trae consigo nuevas reglas a las que enfrenarnos. Según el Informe sobre el Estado de los Medios publicado recientemente por el Centro Pew de Investigación, el 27% de los norteamericanos consultan los medios de comunicación a través de dispositivos móviles. Asimismo, las ediciones digitales de los medios de comunicación han incrementado su audiencia hasta un 17%. Es obvio que el consumo de información está más presente en nuestra vida que nunca.

Como consultores de comunicación debemos no perder de vista que Internet ha cambiado los hábitos de los usuarios a la hora de consultar información. A este se ha unido otro fenómeno: el de la multiplicación de la información disponible, según un estudio de Sybase la información digital disponible en el mundo se duplica en menos de dos años. Los propios medios de comunicación han tenido que adaptarse al nuevo entorno. Igual que los periodistas están trabajando en revalidar su servicio público y su modelo de negocio en el nuevo escenario; parte del éxito de los consultores de la comunicación reside en saber desmarcarse de este  ruido informativo, de esta avalancha de información también conocida como Big Data. Discernir en qué conversaciones hay que estar presentes, cuáles son los líderes de opinión  con quienes tenemos que contar como prescriptores de nuestra comunicación o cuáles de nuestros mensajes interesan a cada uno estos públicos será la base de una comunicación eficaz.

El valor añadido residirá por tanto en ofrecer a cada cliente un análisis riguroso de su nuevo escenario comunicacional, saber desarrollar una estrategia adaptada a cada una de las nuevas plataformas y manejar las herramientas  más eficaces. Todo ello con el objetivo final de contribuir a generar una buena reputación en este nuevo escenario.

 

 “La única cosa realmente valiosa es la intuición.” Albert Einstein

Compartir En Facebook
Compartir En Twitter
Compartir En LinkedIn

Deja tu comentario